mayo 2016

¿Quién son los Buiness Angels?

Categories: Tags:
business-angels-credibero

Unos inversores privados diferentes y al alza

Los Business Angels son un tipo de inversores privados que poseen grandes ventajas para pequeñas empresas y emprendedores que requieren una elevada cantidad de financiación para iniciar su proyecto y que tienen problemas para adquirir un crédito. Antes de decantarnos por este tipo de inversión privada deberemos tomar nota de sus ventajas y desventajas.

Este anglicismo hace referencia a inversores privados que suelen que proporcionan capital a negocios que están empezando a cambio, normalmente, de participar en su accionariado. A diferencia de otros tipos de inversión privada, donde la financiación proviene de terceros y el acuerdo suele ser de carácter mercantil, un Business Angel es mucho más personal e individual.

Aunque haya existido siempre, esta figura de inversor privado ha evolucionado en los últimos tiempos, creando una red de inversores con a un alto nivel de profesionalidad.

Características

Los Business Angels son inversores privados que destacan por su proximidad y cercanía con los emprendedores y es por ello que se encuentran en un punto medio entre el Capital de Riesgo y los inversores familiares y amigos.

Son personas que poseen conocimientos del mundo empresarial y recursos económicos que invierten a cambio de participar en el capital de la empresa invertida.  A lo largo del proceso, proporcionan contactos y conocimientos de gestión.

Con el paso del tiempo, este tipo de inversores está aumentando su nivel de profesionalidad y su capacidad de actuación, hecho que les permite organizarse en redes y repartir riesgos en proyectos diferentes.

¿Qué busca un Business Angel?

billetes inversor privado business angel credibero

El objetivo de estos inversores privados suelen ser proyectos que puedan crecer considerablemente con sus beneficios y cuyos emprendedores sean líderes convincentes. Tomarán una decisión u otra en función del plan de negocio de la start-up y las entrevistas concertadas con el emprendedor.

Una aportación individual de un Business Angel suele oscilar entre los 50.000 y los 200.000 euros. Si necesitamos una financiación mayor, deberemos recurrir a más de uno.

No pretenden quedarse. En un plazo de cinco a siete años quieren vender su participación para poder recuperar el dinero de su inversión.

Ventajas de un Business Angel

Sin duda, una de las primeras cosas positivas que se nos vienen a la cabeza con un Business Angel es su experiencia en el mundo de los negocios. Suelen ser un tipo de personas con buena intuición para los negocios y pueden ayudar al proyecto con su experiencia.

El hecho de que su vocación de permanencia sea temporal es bueno para garantizar la propiedad del proyecto pero a la vez nos ayuda a obtener una gestión orientada en el inicio de nuestro proyecto, ya que ésta suele ser mayor que en otros tipos de financiación. Es probable que quieran ver un prototipo de negocio aunque los Business Angels suelen ser receptivos para invertir en la fase inicial de un proyecto.

Su financiación no suele requerir costes ya que no debemos pagar intereses como en el caso de los créditos. Un Business Angel invierte su propio capital, a la vez que proporciona contactos y oportunidades de negocio gracias a sus influencias. No obstante, se mantiene al margen del día a día de la gestión del proyecto, cosa que permite mantener la autonomía al emprendedor. El hecho de que sean conocidos en el sector puede beneficiarnos en publicidad directa o indirecta. Esta inversión suele observarse como un valor añadido a tu empresa.

Por último, estos inversores deciden invertir en un proyecto u otro en función no sólo de aspectos financieros sino también por motivación o satisfacción personal y proximidad geográfica.

Desventajas de un Business Angel

A veces puede resultar difícil el encaje entre la ayuda y orientación proporcionada por el Business Angel y la autonomía del emprendedor, a quien le puede parecer que el inversor se excede en sus demandas de control de la empresa.

Puesto que la inversión supone un considerable nivel de riesgo, el retorno de inversión exigido y los resultados a medio plazo pueden ser también altos. Es posible que no podamos garantizarlos.

Existe poca transparencia entorno de la figura de los Business Angels y por este motivo puede ser que nos resulte más difícil contactar e investigar con ellos.

Cómo y dónde encontrar un Business Angel

Debido al hecho de su mencionada profesionalización, y a pesar de la poca transparencia que les rodea, Internet ayuda a la expansión de su figura como inversores privados. A golpe de clic, podrás encontrar toda la información que precises para encontrar el Business Angel que mejor se adapte a tus necesidades.

Credibero, su mejor inversor privado

Diez claves para reestructurar tu empresa

Categories: Tags:
reestructurar-empresa-credibero

Un nuevo modo de emprender

A veces nos encontramos en situaciones complicadas con nuestra empresa en las que tenemos que tomar una decisión. La mejor opción, si no queremos cerrar y queremos apostar por nuestro negocio, puede ser la reestructuración de nuestra empresa. Para ello, despedir trabajadores no es siempre la opción a elegir. Reestructurar es otro modo de emprender y reconvertir nuestro negocio. Puede que simplemente decidas llevar a cabo algunos cambios para fortalecer a tu empresa y a tu equipo. No es necesario encontrarnos en una situación de crisis para decidir reorganizar nuestra empresa.

Posibles causas de la restructuración empresarial

Por tanto, los motivos de nuestra reestructuración pueden ser variados, externos e internos. Las causas externas pueden ser económicas, sociológicas, legales, tecnológicas o competitivas. Por otro lado, las causas internas son aquellas que dependen únicamente de nuestra gestión: estructuras rígidas, mala gestión, poca tolerancia a los cambios, falta de autocrítica, manca de respuestas cuando se precisan  y ausencia de control en los números del negocio que nos informen sobre su marcha.

Un nuevo camino hacia el éxito

La reestructuración de nuestra empresa nos permitirá aumentar en eficacia y eficiencia al corregir nuestros errores: tareas innecesarias, estructuras no funcionales, poca correspondencia entre diseño y tareas. Si renovamos las estrategias empresariales de nuestro negocio podremos mejorarlo hasta alcanzar el éxito.

Sea cual sea el motivo de tu decisión, hay algunas claves a seguir para hacerlo de modo transparente y adecuado.

Algunos consejos a seguir

Analizar los procesos

El primer paso antes de tomar cualquier decisión es estudiar si todos los procesos que sigue la empresa son necesarios, si aportan beneficios a nuestros clientes o más bien nos suponen un gasto. Así, focalizaremos nuestras acciones.

Conocer la estructura de nuestra empresa

No sólo debemos fijarnos en nuestro modo de funcionamiento sino también en los cargos y capacidades de nuestra plantilla para poder reubicar o ascender a nuestros trabajadores en función de su valía. Necesitamos reunirnos con el departamento de recursos humanos para informarnos de todo ello y estudiarlo para lograr beneficios a la larga.

Nuevos objetivos

Otro punto importante es el de abordar todas las metas que queremos alcanzar y planificar cómo pretendemos hacerlo. Esta tarea irá ligada con la reestructuración de la empresa ya que elegiremos las personas que creamos mejor capacitadas para algunos puestos determinados y así asegurar que cumplimos nuestros objetivos.

Unificar actividades

De este modo podremos eliminar duplicidades y prescindir de actividades innecesarias. Para lograrlo, además de algunos cambios, podemos utilizar algunas aplicaciones informáticas como Google Drive que sirvan para la organización de nuestros trabajadores, que les permita evitar repetir sus acciones.

Buscar líderes

Podemos elegir, dentro de nuestra plantilla, aquellos trabajadores que consideremos que pueden ejercer de líderes para motivar a todo el equipo. Si no lo hacemos, por mucho que tengamos una buena estrategia, fracasaremos.

equipo-trabajo-estructura-credibero

Reducción de personal

Si nos encontramos en la situación de tener que prescindir de algunos trabajadores, debemos basar nuestra decisión en la motivación y dedicación de nuestros empleados y no tanto en los sueldos.

Camino a seguir

Si queremos que nuestros trabajadores estén unidos y motivados, debemos crear un clima que permita unir energías y actitud positiva para que todos demos lo mejor de nosotros. Explotar la creatividad podrá ayudarnos de cara al futuro, avanzado hacia donde queremos llegar e innovando para diferenciarnos del resto.

Cultura de empresa

Hacer que nuestros trabajadores se sientan parte de nuestra empresa y del proceso de renovación es importante ya que finalmente serán ellos quien nos ayuden a potenciar nuestro negocio. Debemos crear una cultura empresarial con la que nuestros empleados se comprometan, con ganas e ilusión.

Aumentar las ventas

No todo se reduce a recortar gastos, también deberemos dedicar esfuerzos a aumentar nuestros ingresos. Así pues, deberemos buscar nuevas formas para aumentar las ventas, tanto para captar nuevos clientes como para fidelizar los que ya tenemos.

Evaluación de resultados

Con tal de coordinar, gestionar y analizar el proceso de la reestructuración empresarial, debemos diseñar una estrategia de comunicación. Gracias a ella podremos evaluar todos nuestros resultados, tanto positivos como negativos, y estar al día de todos los cambios realizados y de su efectividad.